Familia y hogar

Dama sentada, pintura Museo Arqueológico de Nápoles
Dama sentada, pintura Museo Arqueológico de Nápoles

La familia es una de las instituciones más importantes en la sociedad romana. Tanto el padre como la madre inculcan en los hijos el respeto y el honor del nombre familiar.

El padre, pater familias, tiene absoluta autoridad sobre su esposa, hijos y esclavos. Dirige el culto dedicado a los dioses protectores del hogar,  realiza su trabajo o atiende sus negocios, recibe a sus visitantes e invitados y, en ocasiones, ejerce un cargo público.

Detalle del mosaico de la caza menor, Villa del Casale, Piazza Armerina, Sicilia
Detalle del mosaico de la caza menor, Villa del Casale, Piazza Armerina, Sicilia

La madre, matrona, está sometida a la voluntad de su marido, cuida y educa a los hijos pequeños, se ocupa de las labores domésticas y distribuye las tareas entre los esclavos. Sale a comprar y hace visitas a sus amistades.

Los hijos, pueri, van a la escuela o son educados en casa por esclavos, juegan y cuando crecen, necesitan el permiso del pater familias para casi todo, como contraer matrimonio.

Chico con honda, Mosaico, Iglesia de Priest John, Mount Nebo, Jordania
Chico con honda, Mosaico, Iglesia de Priest John, Mount Nebo, Jordania

Los esclavos, servi, trabajan a las órdenes de sus amos. Los domésticos tienen más privilegios y una vida más cómoda que los destinados a los negocios o a la agricultura.

Mosaico con esclavo, Conímbriga, Portugal
Mosaico con esclavo, Conímbriga, Portugal

Los romanos son religiosos y supersticiosos. Hacen ofrendas a los lares y a los dioses oficiales y participan en las festividades religiosas.

Lar familiaris, Museo de Minneapolis, EEUU
Lar familiaris
, Museo de Minneapolis, EEUU

El hombre y la mujer romanos se preocupan de su aspecto y apariencia, por lo que utilizan cosméticos y ungüentos para la piel y se arreglan el pelo. Sus vestidos, tomados de los de los griegos, se elaboran con distintas telas y colores y van evolucionando con el paso del tiempo. Les gustan los ornamentos y las joyas, que son de vidrio y metales para los más humildes y de oro y piedras preciosas para los ricos.

La comida más abundante del día para la familia es la cena, después del baño, en la que participan el señor y su esposa, junto a sus invitados, y en la que se sirven platos de verduras, carnes, pescados y frutas, y, algunas veces, alimentos exóticos como el pavo real.

Bodegón pompeyano, Museo Arqueológico de Nápoles
Bodegón pompeyano, Museo Arqueológico de Nápoles

E n sus ratos de ocio, el pater familias escribe o lee, sale a cazar o pasa su tiempo con juegos de mesa.

La familia junta asiste a actuaciones musicales, espectáculos o festivales públicos y religiosos.